Regreso a morir asesinado en México

Acribillado en acceso a laguna de Tecocomulco

Sicarios no respetaron la Navidad

Por Juan Sabino Cruz

TEPEAPULCO, Hgo. – Un hombre que por muchos años vivió en los Estados Unidos de Norteamérica regreso a pasar las fiestas decembrinas con su familia, sin embargo, fue asesinado a balazos a manos de tres hombres y una mujer.

Minutos antes de las 8 horas de ayer, se reportó que había una persona herida por arma de fuego en el acceso al embarcadero de la laguna de Tecocomulco, justo en la localidad de San Miguel de Allende.

Lectores de EL REPORTERO radicados en Los Ángeles California, en el vecino país del norte, fueron quienes preguntaron sobre el homicidio de su amigo Sergio Aguilar, recién llegado a México.

Había hermetismo en torno al crimen, sin embargo, se logró saber que, fueron oficiales de Seguridad Municipal quienes atendieron la llamada de auxilio y en el lugar encontraron a María Lizbeth “N” de 24 años, al lado de una camioneta pick up roja.

La fémina lloraba y afirmó que en el interior del vehículo estaba su esposo, el hombre no le respondía. Personal de Protección Civil llegó a prestar auxilio, sin embargó, indicaron que ya no tenía signos vitales.

María Lizbeth preciso que, minutos antes, tres hombres y una mujer dispararon armas de fuego en contra de su esposo.

En lugar fue acordonado para ser procesado por personal de servicios periciales de la Procuraduría General de Justicia quienes buscaran indicios que lleven a la captura de los responsables del crimen navideño.

RADICABA EN USA

Nuestros lectores en los Estados Unidos de Norteamérica dieron a conocer que Sergio Aguilar, de aproximadamente 40 años de edad, como muchos otros mexicanos, salió de su tierra natal en busca del sueño americano.

Indicaron que el hombre decidió regresar a México para pasar las fiestas decembrinas al lado de su familia, sin embargo, únicamente encontró la muerte.

Ahora se esperarían resultados de la hasta ahora ineficiente Policía de Investigación.  

Tambien podria interesarte...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *