Golpe al influyentismo con revocación de notarías


Pepe Pancho Olvera se las dio a sus “Cuates”
Por Juan Sabino Cruz
PACHUCA, Hgo.- Fue revocada una veintena de notarías repartidas a sus “cuates” por el ex gobernador Pepe Pancho Olvera Ruíz, no se cumplieron los elementales requisitos y fue relativamente sencillo que un juez las echará abajo.
Alejandro Gálvez, en su medio de comunicación Quadratín Hidalgo, dio a conocer que el juez tercero de distrito de Pachuca declaró nula la convocatoria mediante la cual fueron entregadas una veintena de notarías en las postrimerías de la administración del ex gobernador José Francisco Olvera Ruiz.
Las patentes para ejercer como notarios han sido revocadas. Lo anterior en respuesta al juicio promovido por la ciudadana Lyzbeth Robles Gutiérrez, bajo el expediente 1254/2016-4, en contra de la entrega de notarías durante la anterior administración, con la que se beneficiaron a amigos y ex funcionarios del propio Olvera Ruiz.
En septiembre del 2016, el mismo medio de comunicación, reveló la lista de ex funcionarios y sus Junior’s que serían beneficiados con una notaría a pesar de que no cumplían con los requisitos contenidos en la Ley del Notariado del Estado de Hidalgo.
Entre los ahora ya ex notarios destacan Juan Manuel Menes Llaguno a quien Olvera Ruiz impuso como presidente del Tribunal Superior de Justicia, así como Valentín Echavarría Almanza, ex secretario del Trabajo y Previsión Social, Héctor Aldana Rodríguez, ex secretario particular de Salvador Elguero Molina, ex secretario de Gobierno en los últimos 20 meses de la anterior administración; Mario Souverbille González, ex coordinador jurídico estatal, Alejandro Straffon Ortiz, ex procurador de justicia; así como Omar Pacheco Cortés, ex secretario de Obras Públicas en el sexenio de Jesús Murillo Karam (1993-1998) y Judith Araceli Gómez Molano, ex oficial mayor de la Procuraduría General de la República (PGR), cuando era dirigida por el propio Murillo Karam.
De acuerdo con la resolución del juez, la entrega de patentes fue hecha a través de una convocatoria ilegal, por lo cual es nulo todo lo actuado en el procedimiento respectivo, incluso hasta el otorgamiento de las patentes. Entre los argumentos vertidos, la convocatoria resultó ilegal debido a que fue publicada en un medio no oficial, ante lo cual dejó sin efectos jurídicos la misma, y por tal motivo la entrega de notarías no es válida.
Ahora queda pendiente la cancelación de concesiones de transporte público que se repartieron como “volantes” en la recta final de la administración de José Francisco Olvera Ruíz, mismo que cada día que pasa sobre sale como uno de los gobernadores más deshonestos que ha tenido Hidalgo.
Por cierto, habrá que esperar a que se investiguen las declaraciones del contador Pablo Pérez quien supuestamente hizo fuertes declaraciones a un medio de comunicación nacional donde refiere que a “pellizcos” Pepe Pancho Olvera sustrajo 2.7 mil millones de pesos exclusivamente de la Secretaria de Educación Pública de Hidalgo.

Tambien podria interesarte...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *